Cadena perpetua para padre que mató a su esposa y sus dos hijas en carretera hacia Santuario de Chapi

1640

Edgar Pinto Gómez quitó la vida a su esposa y sus dos hijas en la carretera hacia el Santuario de Chapi El Juzgado Penal Colegiado de Arequipa subespecializado en Delitos Asociados a la Violencia Contra las Mujeres e Integrantes del Grupo Familiar, sentenció a cadena perpetua, en primera instancia, a Edgar Pinto Gómez (31) por el feminicidio en agravio de su esposa Gabriela Mendoza Yanarico y por parricidio en perjuicio de sus dos hijas de 5 y 3 años de edad.

Por unanimidad, las juezas Isabel Huanqui Tejada y Crisley Herrera Claure y el juez Walter Marroquín Aranzamendi, determinaron la responsabilidad del imputado por la comisión del delito de feminicidio agravado, en concurso real con el delito de parricidio agravado, imponiendo la máxima pena establecida en el Código Penal Peruano.

Dispusieron la ejecución provisional inmediata de la sentencia. De acuerdo a la investigación del Ministerio Público, el crimen se perpetró el 14 de abril de 2021, luego que Edgar Pinto Gómez invitó a comer a las víctimas, para luego llevarlas hacia el santuario de Chapi. En el trayecto la pareja discutió y cuando se encontraban de regreso a la ciudad el imputado se detuvo en la carretera y con un cuchillo asesinó a las víctimas, arrojando sus cuerpos en km 21+800 de la vía Arequipa – Chapi, distrito de Yarabamba.

Posteriormente, arrojó el arma, la mochila y el celular de Gabriela, se cambió de ropa y en un riachuelo del distrito de Quequeña, limpió las manchas de sangre que quedaron en el vehículo de placa V8N-386, con el objeto de borrar las evidencias del crimen. Los cuerpos de las agraviadas fueron hallados el 16 de abril, luego que unos ciclistas observaran los cadáveres dando cuenta al serenazgo de Yarabamba.

En juicio oral la defensa del procesado, que admitió los hechos, solicitó ser favorecido con reducción de pena por conclusión anticipada y confesión sincera; no obstante, los magistrados concluyeron en que el imputado negó en un primer momento la ubicación de las víctimas y recién relató lo sucedido luego que fueran encontrados los cuerpos de las víctimas por los ciclistas.

Adicionalmente, el colegiado especializado ordenó que el sentenciado pague una reparación civil de 230 mil soles a los representantes legales de las víctimas; además, que el sentenciado se someta a terapia psicológica para un lograr un cambio conductual.

Arequipa, 11 de agosto de 2022
Oficina de Imagen Institucional y Prensa
Corte Superior de Justicia de Arequipa

Comentarios: