Los abogados también aman: Diez canciones para el uso y disfrute del amor

3076

El amor lleva a muchas cosas y una de ellas es perder el juicio. Los papeles. La razón. Y desembocar en una pasión por algo más que el derecho. Una pasión que respeta la ley, y nada más que la ley.

Para avivar esa pasión, digna de San Valentín y sus días previos o posteriores, hemos realizado una selección de canciones que pueden servir para encender la llama del amor que uno siente por la carrera y por esa persona especial que te altera durante las noches en las que te amaneces buscando jurisprudencia.

Lea también: Ocho canciones para recordar a tu ex mientras buscas jurisprudencia

La selección ha seguido un par de reglas bastante sencillas. Todas son canciones en español y tienen, dentro de todo, un tono sexy y juguetón para el uso y disfrute del amor. Algunas son más antiguas que otras, pero no nos hemos olvidado de los lectores más jóvenes porque incluimos algunos éxitos relativamente recientes de artistas nuevos.

1. Cabas – Tu boca

Famoso por éxitos más ligeros como Mi bombón, el colombiano Cabas nos sorprendió con un tema en el que se desvive por la anatomía de su pareja y en especifico por la boca de su amada.

2. Manuel Medrano – La mujer que bota fuego 

Una crónica sobre el fuego que algunos pueden reconocer en esos encuentros en los que no se habla de la teoría, pero sí de la práctica. ¿Es posible que una mujer, literalmente, bote fuego?

3. Robi Drago Rosa – Sueño contigo

La carrera de Robi Draco Rosa pasó desapercibida en el Perú y en vida no se conversó mucho sobre su obra. Una de sus mejores piezas es este comentario sobre las fantasías oníricas y lo que puede pasar en ellas.

4. Skank – Te quiero probar

Un himno noventero que muchos bailaron pero pocos recuerdan su nombre. Su naturaleza tonera no le quita puntos en el ámbito que caracteriza a este post, ya que en el fondo es una oda a las cosas que se hacen sin miedo y sin amor.

5. Miguel Bosé – Morena mía

En “Morena mía”, Miguel Bosé nos enseñó a contar y a valorar el café, pero también a describir la atracción hacia a otra persona de forma relativamente elegante. No es la primera canción de Bosé en esta clave, pero sin duda es la más universal y la que mejor ha envejecido.

6. Emmanuel – La chica de humo

Algunos de los encuentros más apasionados provienen de la obsesión previa y toda la antesala es fundamental para eso. “La chica de humo” refleja toda ese rompecabezas que puede ser el conocer a alguien a quien deseamos en más de un sentido. Y sobre todo, en el sentido necesario para este post.

7. Tiziano Ferro – Perverso

Antes de ser funado, Tiziano Ferro nos regaló una de las canciones más sexys de la primera década del 2000 y se consolidó como la figura del pop masculino más interesante de ese momento. Sin embargo, unos comentarios fuera de lugar destruirían su carrera pero no el legado de esta canción…

8. Amistades peligrosas – Me haces tanto bien

Todos los milenials crecimos con Amistades Peligrosas, sin entender del todo ese toque sensual de su música. No fue hasta que llegamos a cierta edad en la que se reveló el verdadero sentido de sus canciones y encontramos que la letra nos llevaba por caminos que ya podíamos valorar, entender y, sobre todo, disfrutar.

9. Luis Miguel – Sabor a mi

No es la mejor versión de este clásico, pero si es la interpretación que pone más enfasis en el lado intimo y sensual de la canción. Luis Miguel no es un ajeno de estas listas y podría sumarse con unas diez más, pero creemos que esta es la elegida.

10. Zucchero – Baila morena

El italiano Zucchero se unió a Maná para uno de esos temas rockeros que no buscan romantizar el arte del sexo. Es divertido, es cómplice, es sobrenatural, pero no es necesariamente tierno. Y eso a veces está bien.

Comentarios: