Cinco de las mejores películas (con contexto jurídico) de Diego Bertie

Por: Luis M. Santa Cruz

1486

Diego Bertie falleció en las primeras horas del 5 de agosto, en circunstancias que resultan todavía desconocidas. Lo que no es un misterio es que deja una extensa carrera en el mundo de la actuación y la música.

Dentro de su legado encontramos series de televisión, telenovelas, obras de teatro y películas. Y con el afán de recordarlo ante su ausencia física, hemos hecho una lista de cinco películas que consideramos que cumplen con dos requisitos: son lo mejor de su filmografía y tienen contexto jurídico.

1. Reportaje a la muerte (1993)

Una periodista venezolana y su camarógrafo deben cubrir un motín de presos comunes en una cárcel limeña. Sin embargo, se dan cuenta de que, al transmitir en vivo los actos violentos de los presos están dándole demasiado protagonismo a estos.

La cinta inspirada en hechos reales es una crítica al sistema penitenciario peruano y al rol de los medios de comunicación al momento de la cubrir las tragedias. Y sin duda, es un comentario a la justicia y su aplicación.

2. Sin compasión (1994)

Libre adaptación (muy libre para los puritas) de «Crimen y castigo» perteneciente a la mejor época de Francisco Lombardi como director. Un universitario limeño psicológicamente inestable inicia un ciclo interminable de asesinatos con la correspondiente culpa que esto trae.

La cinta explora con responsabilidad la ansiedad que viven los criminales, sin romantizar o justificar la maldad. Un error que muchos cineastas comenten en sus intentos de retratar a asesinos y otros monstruos de la sociedad. Bertie brilló completamente en este rol, que lo posicionó en el corazón de los cinéfilos peruanos.

3. Bajo la piel (1996)

Otra joya de Lombardi, algo que podíamos decir constantemente en la década de los noventa. Un policía. una patóloga y un profesor experto en la cultura Mochica investigan una serie de asesinatos inspirados en rituales propios de la cultura ancestrales. Los cadáveres han sido degollados y no tienen ojos.

La cinta sigue muy bien la tradición de estos relatos negros, adaptando los clichés del género al escenario nacional de manera impecable. En la ficción nacional, solo Santiago Roncagliolo alcanzó ese nivel al escribir Abril Rojo, lo que habla del talento de estos autores aunque también de la falta de relatos de este tipo en el Perú.

4. El atraco (2004)

No se habla lo suficiente del trabajo de Paolo Agazzi, director italiano que hizo toda su carrera en Bolivia con relatos bastante eficientes como el que rescatamos en este post. Cinta que reúne a Bertie con otro querido actor, Salvador del Solar.

En Bolivia, a finales de los años ochenta. Una camioneta que lleva una remesa de dinero en efectivo destinada al sueldo de una empresa es asaltada. Los ladrones descubrirán que, incluso en un atraco planificado a la perfección, hay espacio para las sorpresas.

5. Muero por Muriel (2007)

El esposo de Muriel sospecha de un triangulo amoroso y contrata los servicios de un detective llamado Oso para que investigue a su esposa. Todo contado en el tono de un thriller psicológico bastante competente.

Luego del fallecimiento de Bertie esta cinta resulta aun más dolorosa porque el otro protagonista de este relato es el gran Ricky Tosso, que también partió a ese misterioso viaje que es la muerte en el 2016.

Comentarios: